Austria 25 euros Niobio 2017 – El Microcosmos

Después de la exploración del cosmos en 2015, la última moneda de la serie en la que se utiliza en su núcleo dos tonos de niobio y un anillo externo de plata, la Casa de Moneda de Austria emprende un viaje tecnológico en la dirección opuesta, a los microcosmos.

Durante la última década y media, estas monedas han estado empleando una combinación de plata y niobio para explorar temas fascinantes, el viaje del descubrimiento científico presentado en microcosmos no es una excepción.

El medio de transporte para este trayecto es uno bastante inesperado, la mariposa. Un claro ejemplo se encuentra en el centro de niobio en tono rojo frambuesa y verde hierba del anverso de la moneda. Pero el viaje del descubrimiento realmente comienza en el reverso de la moneda, donde se muestra una vista microscópica de un ala de mariposa en la parte superior central. Moviéndonos a la derecha viajamos más profundo aún con la ayuda de un microscopio electrónico. Pero ese no es el final de la expedición: la mitad inferior de la moneda muestra una célula, su estructura e incluso su núcleo. Lo que hace que estas monedas de plata de niobio sean tan especiales es el hecho de que surgen sus tonos de niobio sin la aplicación de color, simplemente a través de refracción de la luz en una capa de óxido muy fina y transparente. Microcosmos, como todas las otras monedas en la serie, realmente brilla con el conocimiento.

Características de la moneda 

Valor facial:  25 euros
Metales: Plata 900 y Niobio
Diámetro: 34 mm
Peso: 9 gramos
Fecha de emisión: 7 de junio 2017
Volumen de emisión: 65.000

Breve historia de la exploración del microcosmos

 Ya en la antigüedad se utilizaron lentes de aumento en la búsqueda del secreto de la vida. En el siglo 17, el naturalista holandés Antoni van Leeuwenhoek fabrica microscopios que lograron una magnificación de hasta 270 veces. Estudió el agua de los estanques, la saliva, la placa dental y en ella pequeños “bichos”, que ahora llamamos bacterias.

En la década de 1930, el ingeniero alemán Ernst Ruska inventó un microscopio en el que se utilizaba en lugar de la luz visible un haz de electrones, logrando una ampliación de 12.000 veces. El microscopio de electrones era una herramienta indispensable en la física, química, biología y la tecnología; con él se mapearon incluso moléculas y átomos. Otra gran mejora fue 1.982, el microscopio de efecto túnel; que no ve los átomos de la superficie, sino que penetra en ellos. Este fue un importante instrumento para la investigación en nanotecnología, una tecnología clave en el siglo 21, átomos y moléculas se pueden tocar y mover. Pero la gran cuestión del origen de la vida todavía no tiene respuesta. El viaje todavía continúa de forma más profunda, los investigadores avanzan en un mundo lleno de sorpresas que iremos conociendo en el futuro.

Esta entrada fue publicada en Austria. Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a Austria 25 euros Niobio 2017 – El Microcosmos

  1. Silvia Perez dijo:

    Muy linda quisiera una

  2. Carlos M dijo:

    Como se podría conseguir alguna de estas?

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.