Las monedas rectangulares también existen

Cuando hablamos de monedas nos viene a la cabeza un objeto redondo metálico, pero no siempre se cumplen estas premisas. Hoy os traigo una de esas monedas que rompen esquemas, una moneda rectangular que merece mucho la pena incluir en tu colección.

El Banco de Hungria acaba de emitir dos monedas rectangulares, presentadas de forma vertical, una de plata con facial de 10.000 florines (27,82 €) y la otra en cuproníquel de 2.000 florines (5,56 €), ambas con un mismo diseño. Las monedas han sido puestas a la venta en Hungría a su valor facial.

Las monedas pertenecen a la serie «Parques Nacionales de Hungría» y está dedicada al «Parque Nacional Kiskunság», del que se cumple el 45 aniversario de su establecimiento. Al igual que en anteriores monedas de la serie, los diseños muestran especies de animales o plantas, características de los parques nacionales a los que están dedicadas. Las monedas dedicadas al Parque Nacional Kiskunság presentan dos de los rasgos más característicos de éste: los lagos salinos y las dunas de arena.

El Parque Nacional Kiskunság fue fundado en 1975 para honrar la coexistencia del hombre y la naturaleza durante cientos de años en estas tierras. Dos tercios del parque nacional de más de 50.000 hectáreas fueron designados como reserva de la biosfera en el marco del Programa El Hombre y la Biosfera de la UNESCO en 1979.

En el anverso, hay una representación de un ave comiendo metido en el agua con su imagen reflejada. Debido a sus necesidades especiales en términos de hábitat, el ave ofrece un símbolo perfecto de los lagos salados que se encuentran en el Parque Nacional de Kiskunság. Las leyendas que presenta la moneda son: «MAGYARORSZÁG» (Hungría), abajo, en dos líneas las denominaciones «10.000» o «2000 FORINT» , en la esquina inferior derecha la marca de la ceca «BP.» y el año de acuñación «2020». En la esquina inferior izquierda se lee en  vertical «GULIPÁN».

El reverso muestra una representación de un elemento natural típico del Parque Nacional, las dunas de arena onduladas, acompañadas de algunos árboles y arbustos. Encima de la composición principal, en dos líneas horizontales se muestra la leyenda «KISKUNSÁGI NEMZETI PARK» (Parque Nacional de Kiskunság), y abajo, a la izquierda en dos líneas horizontales «FÜLÖPHÁZI BUCKAVIDÉK» (Dunas de arena de Fülöpháza), refiriéndose al territorio. A la derecha, se coloca la marca del artista Gábor Kereszthury, diseñador de la moneda.

Datos de la monedas y su emisión

Valores faciales: 2.000 / 10.000 florines
Composición: Cuproníquel / Plata 925
Peso: 27 g / 31,46 g
Diámetro: Rectángulo vertical de 39,6 x 26,4 mm
Tirada: 5.000 / 5.000
Fecha de emisión: 2 de septiembre de 2020
Diseñador: Gábor Kereszthury

 

Nota

Numismática Visual no vende monedas. Si desean adquirir alguna pueden visitar las tiendas de numismática que aparecen aquí. En caso de que no la tengan también les pueden preguntar si van a disponer de ella próximamente. Muchas de las monedas que os presento aquí son novedades y quizás de lo que ahora no disponen, en unos días o semanas lo podrían tener.

Muchas gracias por su visita.

Esta entrada fue publicada en Hungría. Guarda el enlace permanente.

8 respuestas a “Las monedas rectangulares también existen”

  1. Pedro José Fernández Campos dice:

    La de plata con facial de 10.000 florines (27,82 €), Peso 31,46 g, Es Un Lingote De 1 Onza. (Buena Noticia).

  2. Pedro José Fernández Campos dice:

    Si, Claro Que Ahí Que Tener En Cuenta Que Es De 925 Milésimas, Pero De Peso Es El De 1 Onza.

  3. Ignacio Bilbao dice:

    Hermosa moneda, la calidad de acuñación en la moneda de plata es impresionante.

  4. Alberto dice:

    Gulipan significa: Avoceta, el nombre del ave representada

Responder a Pedro José Fernández Campos Cancelar respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.